¿Cuándo la duración del trabajo de parto es prolongada?

Es natural que a medida que se acerca el día previsto para dar a luz te estés preguntando cual es la duración del trabajo de parto. También te intrigarán cómo se desarrolla este, cuáles son los pasos a seguir en cada etapa y cómo hacer para sentirte tranquila y ayudar a que todo el proceso transcurra lo mejor y más rápido posible.

Te recomiendo leer: ¿Conoces cómo se desarrolla un parto normal?

Es comprensible que te sientas inquieta y preocupada, pero lo más importante es que tengas en cuenta que la duración del trabajo de parto está regulada por un proceso fisiológico natural. Es difícil, pero pasará pronto, y ya casi no lo recordarás tras todo el tiempo de vida, cuidados y amor que le dedicarás a tu bebé desde el mismo instante que nazca.

Recién nacido con su mama
En la mayoría de las mujeres la duración del trabajo de parto es normal y no excede los periodos establecidos para cada etapa y de esta forma podras tener un bebé saludable en tus brazos

¿ De qué depende la duración del trabajo de parto?

Para que un parto se produzca con absoluta normalidad debe existir una sincronía entre el avance de la dilatación cervical y el descenso en la presentación del feto.  La coordinación y avance de este proceso está determinada por:

  • Contracciones uterinas regulares, rítmicas y eficaces
  • Canal blando del parto normal y buen capacidad pélvica de la mujer
  • Tamaño fetal adecuado
  • Buena estática fetal que incluye la orientación del feto y su relación con la capacidad pélvica de la madre. Para ello se tiene en cuenta la presentación, actitud, situación y posición del feto.

¿Cuál es la duración del trabajo de parto normal y cuando se considera prolongado?

En artículos anteriores nos hemos referido al trabajo de parto normal y a sus diferentes etapas. Cuando la duración del trabajo de parto se sitúa por encima de estos promedios hay un consenso entre los obstetras de considerarlo como trabajo de parto prolongado.

 Madre en trabajo de parto
Se pueden producir distocias asociadas a una duración del trabajo de parto prolongada, pero con una adecuada atención pueden ser resueltas satisfactoriamente

Estos criterios y el desarrollo de la labor del parto, pueden influir en la conducta que tome el equipo médico ante cada embarazada. De la pericia y las decisiones adecuadas dependerá la vida de tu hijo y en muchas ocasiones de la propia madre. A manera de resumen en esta tabla reflejamos las diferentes fases del trabajo de parto y su duración normal así los criterios para considerarlo como prolongado[2].

DURACION DEL TRABAJO DE PARTO Y SUS ETAPAS
Etapas o periodosDuración Se considera prolongado o distócico
 Promedio 
Trabajo de parto 
En mujeres que paren por primera vez (horas)10.1

Entre 6 y 12

 
Mujeres con más de un parto(horas)6.2 
Etapa 19.7
Fase latente
En mujeres que paren por primera vez (horas)6.4-8.6Por encima de 20 horas se considera como fase latente prolongada
Mujeres con más de un parto (horas)4.8-5.3Si es mayor de 14 horas se considera prolongada
Fase activa
En mujeres que paren por primera vez(horas)8-18Ritmo de dilatación debe de ser de 1.2 cm/h
Mujeres con más de un parto(horas)5-12Ritmo de dilatación debe de ser de 1.5 cm/h
Etapa 2
En mujeres que paren por primera vez50 minutosSi es mayor de 2 horas cuando no se emplea anestesia y pasadas las 3 si se emplea anestesia regional
Mujeres con más de un parto20 minutosSe considera prolongado si sobrepasa la hora en embarazadas sin anestesia y las dos horas con anestesia regional
Etapa 35-15 minutosEs prolongada si transcurren más de 30 minutos
Etapas del parto
La duración del trabajo de parto es el tiempo que se necesita para que se produzcan una serie de etapas, y cada una prepara para la siguiente, comienza por la dilatación, el nacimiento y termina con la expulsión de la placenta

¿Que es una distocia asociada con la duración  del trabajo de parto?

La mayor parte de las mujeres pueden desarrollar su parto normal por la vía vaginal y están preparadas fisiológicamente para enfrentar el nacimiento de su hijo. No obstante hay un porciento de mujeres que no tienen esta posibilidad y no pueden completar su parto normalmente. En estos casos estamos ante lo que se le denomina un parto prolongado, parto difícil o distocia.

Mujer en trabajo de parto
Cuando se afecta la duración normal de las diferentes etapas del parto pueden producirse alteraciones que dan origen a diferentes tipos de distocia

Las distocias más frecuentes son:

Fase latente prolongada

Se producir como consecuencia de un diagnóstico erróneo del trabajo de parto verdadero y realmente la mujer no estaba lista para comenzar su trabajo de parto. Entre el 0,3 y 4,2% de las mujeres presentan esta distocia.

Falla en la progresión del trabajo de parto durante la fase activa

Estas alteraciones se manifiestan de diferentes maneras, en ocasiones se deben a que la dilatación no avanza normalmente, en otras se detiene por al menos dos horas. En ocasiones se asocian ambas.

En algunas mujeres se produce una falla en el descenso del bebé. Normalmente en el caso de las mujeres que nunca ha parido el bebe desciende 3.3 cm/hora y en multíparas de 6,6 cm/hora. Cuando este descenso es menor de 2 cm/hora en la multípara o de 1 cm/hora en las nulíparas se puede afirmar que el descenso del feto no está progresando adecuadamente.

Parto precipitado

Aunque no te parezca muy común, hay un 10% de mujeres que presentan problemas en el parto porque lo desarrollan muy rápidamente. En muchas ocasiones se detecta en el seguimiento después del parto.

En numerosos casos se producen lesiones en el cuello uterino y en el canal del parto. Puede ocasionar afectaciones en el feto porque no puede enfrentar la rapidez  de los  cambios.

Desproporción céfalo-pelviana

La relación entre el diámetro de la cabeza del feto y de la pelvis de la madre, determina la posibilidad de que el feto pueda descender y pasar sin dificultades por el canal blando del parto. Cuando la pelvimetría y otras evaluaciones así lo confirman en la mayoría de las ocasiones esta indicada la cesárea.

Cambios del feto
La atención adecuada puede evitar las distocias asociadas a la duración del trabajo de parto

Distocias  asociadas con el trabajo de parto prolongado

Haciendo un resumen de los problemas asociados con la duración del trabajo de parto, aquí puedes tener una guía de utilidad.

 DISTOCIAS  ASOCIADAS CON EL TRABAJO DE PARTO PROLONGADO 

 Nulípara

 Multípara

Fase latente prolongadaMás de 20 horasMás de 14 horas
Fase activa retardadaMenos de 1,2 cm/horaMenos de 1,5 cm/hora
Cese secundario de la dilataciónCese de dilatación por dos horas o  másCese de dilatación
Fase desacelataria prolongadaMás de 3 horasMás de una hora
Falla del descensoNo desciende el fetoNo desciende el feto
Prolongación del descensoMenos de 1 cm /horaMenos de 2 cm /hora
Detención del descensoPor una hora o másPor una hora o más
Parto precipitadoDilatación o descenso por más de 5 cm/horaDilatación o descenso por más de 10 cm/hora

¿Cuáles son las consecuencias de la prolongación en la duración del trabajo de parto?

Cuando las distocias son manejadas por personal entrenado y profesionalmente preparado para enfrentar las emergencias obstétricas, la mayoría pueden ser solucionadas sin afectaciones serias para la madre ni para el bebé.

En numerosas ocasiones las distocias asociadas con la duración del trabajo de parto requieren una cesárea de emergencia y así prevenir los efectos negativos que las mismas pudieran causar.

Cuando las distocias asociadas con la duración del trabajo de parto no son atendidas adecuadamente y no se toman las decisiones en el momento adecuado pueden ocasionar en el feto, traumas, asfixia, sepsis, disminución de la evaluación de Apgar y puede llegar a requerir atención en las Unidades de cuidados intensivos.

Algunas recomendaciones finales

Selecciona adecuadamente el equipo de atención para tu parto y las  clínicas u hospitales que cuenten con los recursos necesarios para hacerle frente a emergencias en la duración del trabajo de parto.

La duración del trabajo de parto no debe ser motivo de preocupación, porque en la gran mayoría de las mujeres los partos se desarrollan normalmente. Lo importante es que todas y cada una de sus fases concluya  satisfactoriamente para que puedas con gran  felicidad al fin, tener a un bebé saludable en tus brazos.